EL CAMINO ES NUESTRO
“Pensad mucho, hablad lo necesario; trabajad cuanto se pueda, y pensad, hablad y trabajad por Dios y para su gloria”. Pedro Poveda

NUESTRA REFERENCIA

PEDRO POVEDA NOS ANIMA A SEGUIR HACIENDO REALIDAD SU SUEÑO. ESTE SUEÑO NO ES OTRO QUE HACER PRESENTE EL REINO DE DIOS A TRAVÉS DE LA CULTURA, DE LA ORACIÓN Y DE LA ENTREGA A LOS DEMÁS, ESPECIALMENTE A LOS MÁS POBRES-

¿CONOCES NUESTRO LEMA?

El lema de este curso el el lema de toda la Institución Teresiana. El camino es nuestro porque lo caminamos juntos, cada cual a su ritmo, con etapas de marcha y etapas de descanso pero juntos. Camino que soñamos y proyectamos aunque no podamos controlar todos los imprevistos de cada etapa, dinámico e inclusivo que construimos cada uno y cada una y entre todos y que trae consigo responsabilidades: el cuidado del camino, del mundo como lugar donde habitamos y del cual disfrutamos, el cuidado de quienes caminan con nosotros, de sabernos parte del grupo de caminantes, y sentirnos responsables de caminar nuestro tramo, de ser apoyo del que no camina al mismo paso.

El camino nos permite salir de rutinas y certidumbres para descubrir algo nuevo. Reconocer que el equipaje necesario es muy poco, saber que no caminamos solos donde brota la sencillez de quien aprende a dejarse ayudar, y en todo ello la invitación a descubrir como Dios nos sale al encuentro, nos acompaña y nos sostiene.

Y en este camino, queremos tener de fondo la actitud de Pedro Poveda que acogiendo lo previsto y"Tenemos mucha fe, mucha esperanza, y no dejamos de soñar y hasta realizamos algunos sueños". lo imprevisto, en medio de las dificultades con las que se fue encontrando expresó: